Junio es por excelencia el mes de las fresas en Alemania. Aprovecha la temporada para salir a los campos y recoger personalmente esta dulce y casi adictiva fruta.